22 junio 2010

Crónica de un incidente anunciado.

Siempre que sucede un accidente, evaluamos la situación y la mayoría de las veces son cosas bien sencillas las que se pudieron haber hecho para evitarlos, este incidente es un ejemplo de ello.
Se instaló en una empresa de la localidad una transición aéreo-subterránea para alimentar una subestación de 750 KVA en 13,200 volts. Se utilizó tubería de 3 pulgadas PVC para canalizar el cableado de alta tensión. Ver fotos:





Como medida de precaución, se le puso una cinta amarilla como un pie arriba del tubo de PVC, para que si empezaran a escarbar se dieran cuenta de que existe tubería alli y dejaran de hacerlo. Dias después, se encuentran a dos trabajadores de otra empresa marcando el suelo con cal, como para empezar a hacer excavaciones en esa área, no relacionadas con el trabajo eléctrico. Se le indica que tengan mucho cuidado por que en esa área está enterrada la tubería que aloja los cables de alto voltaje y se encuentran energizados. Los trabajadores toman en cuenta la recomendación y comentan que le van a pasar la información al operador del trascabo que llevará a cabo la zanja.
Al dia siguiente uno de nuestros trabajadores se nos avisa que la tubería y el cable había sido dañado por el trascabo. Al llegar al área, esto fué lo que encontramos:

Afortunadamente para el operador de la maquinaria, al jalar el cable, el aislamiento se dañó en las mufas de la subestación, tocando la estructura. Al suceder esto, se presento el corto circuito. De haberse dañado el cable en la parte donde el trascabo levantó la tubería, las consecuencias para el operador pudiesen haber sido fatales.
Estos son los errores que se cometieron, que hubiesen podido evitar este incidente:
1) No se marcó en la tierra la trayectoria de la tubería.
2) No se hizo un plano con la trayectoria de la tubería, la cual se le debería de haber entregado al encargado de obra.
3) Los operadores de la maquinaria no hicieron caso de las recomendaciones de tener cuidado al hacer la zanja.
4) Las precauciones en cuanto a realizar la zanja, se le deberían de haber hecho al encargado de obra y no a los trabajadores que andaban marcando la tierra.

Siempre que vayamos a hacer una zanja hay que asegurarnos que no haya ningún tipo de tubería enterrada (electricidad, gas, agua, etc.). En Estados Unidos le llaman CALL BEFORE YOU DIG. Existe el número de asistencia 811 (www.call811.com) donde se puede llamar y asegurarse que donde vayamos a cavar no existe algún tipo de tubería. Si nosotros como contratistas instalamos una tubería enterrada es importante poner los señalamientos adecuados y documentar adecuadamente las trayectorias para entregar esta información a los encargados de planta.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...