12 octubre 2013

Robo de cobre, problema de seguridad patrimonial y de salud

El problema del robo de cobre en nuestro país, como en muchos otros, es un problema de grandes dimensiones que va en aumento cada día. Muy pocas empresas en México tienen candados para evitar la compra de metales, en específico el cobre, como el solicitar factura para los autos chatarra o solicitar copia de la credencial de elector de los vendedores de cobre u otros metales. Hoy en día, existe un mercado clandestino de ventas de metales a nivel mundial, donde vendedores y compradores causan cuantiosos daños a establecimientos, oficinas, casas habitación y gobierno.
Se incrementa sin control el número de personas robando cable
El cobre es un metal no precioso con buena conductividad eléctrica, ductilidad y resistencia mecánica. Esas características lo han convertido en el material más empleado para fabricar cables eléctricos, que se utilizan en empresas, industrias y hogares.

En 2010, el cobre encabezó la lista de metales no ferrosos que más se revalorizaron en el mundo. Esto hizo que no sólo el insumo pasara a representar 30 por ciento más del costo para fabricar productos que lo contienen, sino que se multiplicaran los casos de robo clandestino de cableado o tubería de cobre, con amplios dividendos para los delincuentes y las personas que lo comercializan.
La oferta del metal permite una fácil comercialización y amplia demanda en el mercado negro, donde es bien pagado y no se averigua cómo se obtiene. Regularmente se vende en pedazos y se comercializa por kilogramo. Los delincuentes estudian previamente los lugares donde hurtarán, actúan de día o de noche e indistintamente si la propiedad es pública o privada, con lo cual afectan a miles de usuarios y causan enormes pérdidas por las consecuencias de la extracción del metal. En toda la república se registran pérdidas millonarias por el robo de cobre en instalaciones eléctricas, hidráulicas, de gas, de equipamiento urbano, agrícolas e industriales. Ello causa cuantiosas pérdidas de todo tipo y afecta gravemente a los sectores público y privado.
El más afectado de todos es la Comisión Federal de Electricidad, que sufre pérdidas millonarias en robos a sus instalaciones, pero también los planteles educativos donde cada periodo de vacaciones los malhechores aprovechan para llevarse todo el cableado. El sector de las constructoras de viviendas no es ajeno a ello. Ahora es  normal que cuando se anuncie la venta de una casa se incluya la leyenda de "incluye cableado", ya que muchas veces las casas en venta son vaciadas de su cableado, bases de medición y hasta rejas de protección.
Congresos como el de Coahuila y Colima han tipificado en los Códigos Penales este delito como robo calificado, aumentando penas y estableciendo agravantes que impiden al inculpado la libertad bajo fianza. Estas medidas, junto con mayor vigilancia, han permitido disminuir tan grave problema.
Es importante que las reformas de los Códigos Penales de los estados restantes incluyan la penalización por robo, la comercialización, la enajenación, el traslado y el aporte de recursos para ejecutar las actividades relacionadas con el robo de cableado y entubado de cobre.
Si el robo se comete contra instalaciones públicas, es delito federal y se encuentra tipificado en el Código Penal Federal. Sin embargo, el robo de industrias, hogares y empresas es de índole local, y falta que algunos congresos legislen en la materia, que afecta gravemente a la población en general.
De acuerdo con diversas noticias, el robo de cobre se ha convertido en un problema que afecta de forma grave tanto a la industria en sus distintos ramos como a los ciudadanos en lo particular.
La impunidad con que se manejan los compradores y los vendedores de metales causa ya graves daños a la economía familiar, por lo cual es importante que se considere grave este delito y se exhorte respetuosamente a los congresos a legislar sobre el tema y se combata de forma efectiva este acto ilícito.
Es necesario considerar instrumentos legales eficaces y específicos, políticas preventivas y de seguridad pública que permitan evitar éste y otro tipo de delitos, que afectan a la sociedad en general.
Se pensará que este grave fenómeno es solo de México, sin embargo no es así, en Mallorca España, el año pasado se calcularon pérdidas de entre 15.000 a 18.000 euros por el robo de cableado de cobre, o en Marratxi España incluso ha ascendido a 50,000 euros de pérdidas. Así en Guatemala se han registrado hasta 1,250 robos anuales de cable de cobre, afectando a 150 mil clientes en el suministro de telefonía. En Chile se han llegado a decomisar hasta 20 toneladas de cable robado, a un grupo de tan solo 8 personas que pretendían venderlo en el mercado negro. Existen empresarios "medianos" que se están volviendo millonarios por exportar cobre puro en contenedores a china y han logrado ganancias de hasta 18 millones de dólares anuales. En California, cuando vas a vender cobre, te dan un "ticket" por el valor de éste, que puedes cobrar dos semanas después de que te lo recibió la compañía compradora de metal. Esto para dar tiempo a recibir una posible queja de robo de metal y deslindar responsabilidades. ¿Pudiera ser una idea implementar esto en México?, ¡yo creo que sí! 
No obstante, el problema no es solamente de daño a la economía. Diariamente podemos ver los encabezados de los periódicos de personas que mueren electrocutadas al tratar de hurtar cobre. La mayoría de estas personas no tienen idea del riesgo al que se exponen al realizar esto, y muchas de las veces lo realizan con los cables energizados y bajos los efectos de las drogas.
Persona electrocutada al estar robando cobre
Si, las drogas son la causa principal por la que estas personas roban cobre, no les importa poner en riesgo su vida, con tal de comprar droga, la mayoría de hoy, sintéticas y cada vez a menor precio. Por eso, es imperativo que no solamente se aumenten las penas al robo de cable y los controles en los negocios de compra de metal, si no que se ataque el problema de salud que existe en México por el incremento de uso de drogas sintéticas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...